Translate

domingo, 20 de enero de 2013

El anillo perfecto




La entrada de hoy, quiero dedicársela a aquellas fanáticas/os del anillo. Todas/os solemos disponer de una gran variedad de anillos: grandes, con piedra, lisos, pequeños, llamativos, discretos...
Pero os habéis preguntado alguna vez si el anillo que lleváis es el idóneo para vosotras/os??

De todos es sabido que las manos son una parte fundamental de nuestra imagen, al fin y al cabo, son nuestra mejor tarjeta de presentación. Ante la típica pregunta ¿en qué te fijas primero en un hombre o en una mujer?, las manos, junto a los ojos, la boca y otras partes menos poéticas,  ocupan los primeros puestos del ranking.





Con esto quiero decir que es importante cuidar las manos, ya que son una parte fundamental de tu cuerpo y por consiguiente de tu estética. 
Yo, personalmente he de reconocer que no es una parte de mi cuerpo a la que dedique gran parte de mi vida. Pero si te pasa un poco como a mi y por una cosa u otra no consigues sacar tiempo para ellas. Simplemente, desvía la atención de ellas o realza su belleza con los pequeños trucos siguientes: 

- Si el esmalte no se encuentra en perfecto estado es mejor que te lo quites y las lleves sin pintar. Si tus manos y uñas están cuidadas no pasa nada porque las luzcas un día sin esmalte. Es más, tus uñas agradecerán un respiro.






- Si tienes unas manos bonitas utiliza los anillos para llamar la atención hacia ellas. Si por el contrario quieres que tus uñas pasen desapercibidas evita ponerte anillos llamativos y excesivamente grandes.




- ¿Sabías que existe un tipo de anillo adecuado para cada una de nosotras? Un mismo anillo no luce igual en una persona que en otra. Dependiendo de la piedra, del color, de la forma o de la montura, la elección será más o menos acertada.

- A la hora de elegir un anillo debes tener en cuenta si le sienta bien o no a tus manos:

1.- Si tu dedos son más bien cortos y gruesos los anillos con formas ovaladas harán que tus dedos parezcan más largos y esbeltos. Los anillos gruesos y las combinaciones de dos o tres anillos juntos hacen que tus manos parezcan más gruesas y tus dedos más cortos. Elisabeth Taylor y su aficción a las joyas desmedidas son un buen ejemplo.   



2.- Si tus manos son grandes los anillos también podrán ser grandes y las piedras de gran tamaño. Los de tamaño reducido acentuarán todavía más el tamaño de tus manos.




3.- Siguiendo la regla anterior: A unas manos pequeñas le favorecen anillos y piedras pequeños, para poder lograr así el equilibrio visual y evitar el contraste.



4.- Las piezas con forma rectangulares, cuadradas o triangulares embellecen las manos angulosas con dedos largos. Lo mismo sucede con la tradicional talla brillante y la montura alta.



5.- Si llevas un buen anillo, una pieza de valor, no intente arriesgadas combinaciones con piezas visiblemente falsas. Lo único que consigues es desmerecer la joya que llevas.

Como podéis ver en cuestión de anillos, al igual que sucede con el resto de complementos, la elección del adecuado también es importante para completar una imagen perfecta.

Ah, y por último un consejo para aficionadas a los diamantes. Tradicionalmente la única joya con diamantes que se considera adecuada para lucir por la mañana es un anillo.



Aquí os dejo unos ejemplos de curiosidades respecto a anillos:


Bolso de Alexander McQueen

Bolso de Alexander McQueen








Anillo kawai etsy.com










Anillos miniatura de comida etsy.com

Shopcurious




























Aquí os dejo algunos enlaces muy curiosos sobre anillos:


2 comentarios:

  1. qué chulos son!este post le gustará a Marián jejeje

    ResponderEliminar
  2. Jajajaja!! Si, pensaba en ella mientras lo escribía :)

    ResponderEliminar